No se recomienda realización de PSA

Actualizado: 1 ene


Desde 2012, el Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de EE. UU. ha recomendado no realizar pruebas de detección de rutina (PSA) en hombres sanos, sin embargo, el cribado de hombres sanos con el análisis de sangre del antígeno prostático específico (PSA) ha aumentado en los últimos años.


Hubo un pequeño cambio en 2017, cuando el Grupo de Trabajo cambió la recomendación para hombres de 55 a 69 años. Para este grupo de edad, recomendó que la detección de PSA se considere caso por caso. Sin embargo, siguió recomendando no realizar pruebas de detección en hombres más jóvenes (de 40 a 54 años) y mayores (de 70 años o más), debido a una mayor probabilidad de daño, en particular la detección y el tratamiento de tumores inofensivos en las personas mayores.


Un nuevo informe muestra que hubo un aumento relativo del 12,5% en las tasas de pruebas de PSA para hombres de 40 a 89 años entre 2016 y 2019. Se produjo un aumento significativo del cribado (12,1%) entre los pacientes de 55 a 69 años, para los que la guía especifica el cribado.


La detección también aumentó significativamente en los otros dos grupos de edad: aumentó en un 10,1% en los hombres de 40 a 54 años y en un 16,2% en los hombres de 70 a 89 años. Para ambos grupos de edad, no se recomienda la detección, señalan los autores.


El informe se publicó en línea el 11 de noviembre en la revista JAMA Oncology.


El urólogo Freddie Hamdy, MD, profesor e investigador del cáncer de próstata en la Universidad de Oxford, indica que en la actualidad es evidente que la práctica a largo plazo de una prueba de PSA seguida de biopsias sistemáticas de la próstata es anticuada, y se pregunta ¿Cuándo llegará el mensaje al público, los médicos y los profesionales de la salud de que deben cesar las pruebas de PSA inapropiadas fuera de las recomendaciones basadas en la evidencia?"


El estudio fue realizado por especialistas en cáncer de próstata de la Universidad de Yale, en New Haven, Connecticut. El equipo investigó las tasas de detección entre una gran cohorte de hombres con seguro privado (beneficiarios de Blue Cross Blue Shield de EE. UU.) entre 2013 y 2019. El número medio bimensual de hombres en la cohorte fue de más de 8 millones.


Descubrieron que la detección de PSA aumentó de 2016 a 2019 en general y en cada uno de los tres grupos de edad.


Es posible que el aumento en el cribado que se produjo en el grupo de edad más joven se debiera a la evidencia emergente que respalda el valor pronóstico de tener un PSA inicial en la mediana edad, comentan los autores.


Sin embargo, la persistencia de vías de diagnóstico demasiado simplistas, como depender de un único punto de corte de PSA para desencadenar la biopsia, sigue poniendo a los hombres en riesgo de detección y tratamiento de tumores indolentes.


El equipo pide que los grupos de pautas y los contribuyentes ofrezcan una guía clara sobre cómo usar las muchas técnicas que han surgido durante la última década para distinguir los tumores inofensivos de los letales, incluido el uso de calculadoras de riesgo, biomarcadores de prebiopsia y puntajes de riesgo poligénico, que en general, no se han adoptado ampliamente en los Estados Unidos.


Adoptar un enfoque centrado en la resonancia magnética para la selección de biopsias, como se ha aceptado en varios países, sería un paso significativo en la dirección correcta, agregaron los expertos.


Referencia


JAMA Oncol. Publicado en Internet el 11 de noviembre de 2021.

138 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo