Función tiroidea materna y neurodesarrollo fetal

Actualizado: 1 de sep de 2019


Un estudio realizado por investigadores del Erasmus University Medical Center, en Róterdam, Países Bajos, publicada en la versión electrónica de junio pasado de The Lancet Diabetes & Endocrinology, ha demostrado que la disfunción tiroidea materna en el embarazo desde las 8 semanas de gestación pero sobre todo antes de las 14 semanas, se asocia a desenlaces adversos en el neurodesarrollo del niño, lo que indica un intervalo para la intervención potencial más temprano de lo que antes se recomendaba.¹

Este es uno de los primeros estudios que demuestra que la asociación de la función tiroidea materna y el neurodesarrollo de la descendencia se atenúa desde las primeras etapas del embarazo en adelante, lo que parece indicar que las primeras etapas del embarazo son el periodo más vulnerable del feto a la función tiroidea materna baja o alta.

Los nuevos hallazgos indican que el intervalo habitual para el diagnóstico y el tratamiento de la disfunción tiroidea en el embarazo (entre 13 y 18 semanas de la gestación) puede ser erróneo, y que esta evaluación debería comenzar a realizarse antes en el embarazo. Esto podría explicar por qué algunos estudios aleatorizados controlados que han analizado el efecto del tratamiento del hipotiroidismo materno asintomático o de la hipotiroxinemia gestacional mediante levotiroxina, sobre el coeficiente mental de la descendencia, no han mostrado un efecto beneficioso. La asociación encontrada en este estudio entre el desarrollo del cerebro de la descendencia y la función hipo e hipertiroidea de la madre, también deben considerarse, en vista de que la investigación suele vincular específicamente la hiperfunción solo con desenlaces del embarazo, pero no con el desarrollo neurológico.²

Por otro lado, la hormona estimulante de la tiroides podría ser un predictor más específico de sustancia gris que la tiroxina libre en niños, como lo demuestra el estudio Generación R llevado adelante por Jansen y colaboradores, que rdtudió 1.981 pares madre-niño con nacimientos entre diciembre de 2001 y junio de 2005. Los datos prospectivos incluyeron mediciones en suero materno de hormona estimulante de la tiroides y tiroxina libre en etapas tempranas o medianas del embarazo (hasta 18 semanas), así como resonancia magnética del cerebro para los niños a los 10 años de edad.

En concordancia con hallazgos previos, los datos ajustados con respecto a factores que incluyen edad materna, grupo étnico, tabaquismo, género del niño y edad gestacional en la fecha del muestreo de sangre, mostraron una relación en forma de ‘u’ invertida entre las cifras maternas de hormona estimulante de la tiroides a una mediana de 13,1 semanas de gestación y los desenlaces en el desarrollo neurológico del niño a una mediana de edad de 9,9 años, con reducciones en la sustancia gris total (p = 0,007) y el volumen de la sustancia gris cortical (p = 0,02). Las asociación entre hormona estimulante de la tiroides materna y volumen de sustancia gris total del niño (p = 0,05 para la interacción) y el volumen cortical (p = 0,08 para la interacción) fue diferente según la edad gestacional en la fecha de la obtención de la muestra de sangre.

La estratificación adicional demostró que la asociación con la hormona estimulante de la tiroides materna fue más evidente ya desde las 8 semanas de la gestación, disminuyendo tal relación después de las 14 semanas, aproximadamente.

Aunque investigaciones previas de Jansen y colaboradores han demostrado una asociación en forma de ‘u’ invertida similar entre las cifras maternas de tiroxina libre y el volumen total de la sustancia gris y de la corteza, esta relación no se observó en este nuevo estudio tras el ajuste con respecto a un volumen intracraneal total, señalaron los autores, los mismos que concluyen que la hormona estimulante de la tiroides podría ser un predictor más específico de la sustancia gris total o del desarrollo de la sustancia gris cortical, que tiroxina libre.

Es conocido que la disfunción tiroidea materna está vinculada a desenlaces adversos del desarrollo neurológico en el niño, lo que incluye coeficiente intelectual más bajo, riesgo más alto de autismo, esquizofrenia y trastorno por hiperactividad con déficit de atención. Sin embargo, una investigación previa publicada en 2017, busco pero no encontró una relación entre el tratamiento de la disfunción tiroidea materna y los desenlaces neurológicos.³

El inicio del tratamiento en estos estudios, en los que el reemplazo de hormona tiroidea se inició entre las 13 y 18 semanas de gestación, fue más tardío que nuestro periodo óptimo estimado, indican Jansen y colaboradores.

En el presente estudio la falta de asociación desde la semana 14 en adelante, es un hallazgo nuevo importante que se debería tomar en cuenta durante la evaluación del riesgo clínico, para implementar en momento adecuado las intervenciones durante la práctica clínica, así como en el diseño de estudios futuros sobre los efectos del tratamiento de la enfermedad tiroidea leve en el embarazo mediante levotiroxina.

Se necesita mejor rango de referencia para hormonas tiroideas durante la gestación. En conjunto, los hallazgos subrayan la necesidad de aclarar parámetros clave, en lo que respecta a las cifras óptimas de hormonas tiroideas, así como el momento oportuno para el tratamiento.

Además, la disfunción tiroidea materna, en condiciones ideales, se debería diagnosticar mucho antes del periodo de vulnerabilidad, es decir, cuando se confirma el embarazo o idealmente antes de la concepción, pues se requieren 3 a 5 semanas para que se restablezca el eutiroidismo, y algunas mujeres reciben atención obstétrica antes de las 8 a 12 semanas del embarazo.

Referencias

1. Jansen TA, Korevaar TIM, Mulder TA, White T, y cols. Maternal thyroid function during pregnancy and child brain morphology: a time window-specific analysis of a prospective cohort. Lancet Diabetes Endocrinol. 28 Jun 2019. pii: S2213-8587(19)30153-6. doi: 10.1016/S2213-8587(19)30153-6. PMID: 31262704. Fuente

2. Vermiglio F, Moleti M. Maternal thyroid function and brain development: time for preconception screening? Lancet Diabetes Endocrinol. 28 Jun 2019. pii: S2213-8587(19)30185-8. doi: 10.1016/S2213-8587(19)30185-8. PMID: 31262705. Fuente

3. Casey BM, Thom EA, Peaceman AM, Varner MW, y cols. Treatment of Subclinical Hypothyroidism or Hypothyroxinemia in Pregnancy. N Engl J Med. 2 Mar 2017;376(9):815-825. doi: 10.1056/NEJMoa1606205. PMID: 28249134. Fuente

© 2019 Primera revista médica y de la salud ecuatoriana