top of page

17 de octubre Día Mundial contra el Dolor

Actualizado: 1 dic 2023


El 11 de octubre de 2004 se reunieron en Ginebra (Suiza), la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor (IASP por sus siglas en inglés), la Federación Europea del Dolor (EFIC, también en inglés) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) como coesponsor y establecieron la fecha 17 de octubre como el Día Mundial contra el Dolor.


El objetivo de este día es hacer un llamamiento sobre la necesidad de encontrar con urgencia alivio al sufrimiento que padecen las personas con enfermedades que son causantes de dolor y mejorar su calidad de vida.


La mayoría de las personas han sentido dolor alguna vez en su vida, ya sea por una caída, por una enfermedad o por algún malestar. De hecho, según las estadísticas, el 50% de las personas que acuden a recibir atención primaria, es por causa de algún dolor. Una de cada cinco de ellas sufre de dolor crónico y una de cada tres tiene dolencias tan graves que no pueden lograr tener una vida normal.


El 30% de los pacientes con dolor crónico tiene dificultades para mantener un estilo de vida independiente y el 27% tiene dificultades para relacionarse. En el mundo, más de un 90% de las personas con dolor crónico experimentan insomnio. En Europa, el 54% de los pacientes son menos capaces o no pueden realizar las tareas domésticas.


En vista de esta situación, la Organización Mundial de la Salud ha solicitado que el dolor crónico pase a ser considerado una enfermedad y que su alivio sea catalogado como un derecho humano.


En 1973 se creó un grupo interdisciplinario, con la intención de crear una organización dedicada a la investigación y manejo del dolor.


La idea era lograr un foro igualitario, interdisciplinario e internacional que ayudara a encontrar un mejor conocimiento del dolor y mejorar la atención de los pacientes. Para 1974, como resultado de estos encuentros nacería la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor (IASP)


El Día Mundial Contra el Dolor 2023 está dedicado al Cuidado integrado del dolor.


La IASP define el cuidado integrado del dolor como la integración temporalmente coordinada, guiada por mecanismos, individualizada y basada en evidencia de múltiples intervenciones de tratamiento del dolor.


Se han propuesto varias definiciones para la atención integrativa, que generalmente aborda la combinación de dos o más estrategias de atención médica, pero que también incorpora elementos de ser multidisciplinar, interdisciplinar, colaborativo, consultivo y coordinado.


La atención integradora del dolor se define como la integración cuidadosamente planificada de múltiples tratamientos basados en evidencia, ofrecidos a un individuo que sufre dolor, que se esfuerza por ser individualizado (centrado en la persona), guiado por el mecanismo y temporalmente coordinado.

El Año Global 2023 para el Cuidado del Dolor Integrador tiene como objetivo aumentar la conciencia sobre este importante tema e ilustrar los conocimientos y desconocimientos del cuidado del dolor integrativo a través de diferentes iniciativas.


La medicina integrativa se centra en la persona y respalda la definición de salud de la Organización Mundial de la Salud como algo más que la ausencia de enfermedad.


Se ha demostrado que la medicina integrativa basada en evidencia ahorra dinero, tiene bajo riesgo y es aceptable para los pacientes en muchos entornos de atención médica.


El tema del Año Global de Cuidado del Dolor Integrativo de la IASP 2023 ha sido elegido: >Teniendo en cuenta la carga cada vez mayor del dolor crónico, está claro que los modelos actuales de atención utilizados para el manejo y tratamiento del dolor a menudo son ineficaces para abordar el problema clínico.

>Dado que el dolor crónico es complejo y se conceptualiza mejor en un marco bio-psico-social, es mejor abordarlo mediante la integración de diferentes enfoques de gestión y tratamiento.

>Debido a que las preferencias y valores del paciente son importantes para la adherencia y efectividad del tratamiento, incorporar las preferencias y valores del paciente con el cuidado del dolor integrativo es mucho más fácil que los enfoques unimodales o de una sola disciplina.

>Debido a que la base de evidencia para las intervenciones individuales de tratamiento del dolor varía considerablemente y es particularmente pobre para muchos enfoques no farmacológicos. Cuando se trata de integrar dos o más enfoques de tratamiento, la evidencia es extremadamente escasa.

40 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page