"Entidades de Salud no tienen una política que garantice los postgrados"

Actualizado: abr 1




El Dr. Ramiro Estrella, Dr. en Medicina y Cirugía, Especialista en Pediatría y Magíster en Gerencia en Salud. Decano de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Central del Ecuador





Para conocer su punto de vista en relación a temas que tienen que ver con la Formación de Recursos Humanos en Salud en el nivel de Pregrado y Posgrado, El Noticiero Médico entrevistó al Dr. Ramiro Estrella, Decano de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Central del Ecuador.

Podría hacer un balance general del papel de la Facultad de Ciencias Médicas en la formación de Recursos Humanos en Salud durante el 2019.

El 2019, igual que los años pasados, ha sido un año interesante para la formación de especialistas. Nosotros hemos llevado adelante los 24 cursos de posgrado médicos que tenemos habitualmente y hemos graduado un número importante de alumnos. La Facultad está cumpliendo su propósito de formar médicos para la salud ecuatoriana, porque nuestros médicos están preparados para servir en las distintas instancias del Ministerio de Salud Pública y el Seguro Social, es decir, en las distintas Instituciones Públicas que dan servicio a buen segmento de la población del país.

¿Cómo ha ido el proceso de acreditación de la Carrera de Medicina? ¿Cuándo termina el proceso de acreditación anterior (2014), y si están preparados para el nuevo proceso?

Hemos tenido un proceso de autoevaluación y luego un proceso de evaluación en donde se cumplieron satisfactoriamente todos los parámetros, sin embargo, somos conscientes de que aún quedan algunos parámetros por resolver y eso cada una de las carreras nuestras tiene un plan de mejoras, que lo estamos trabajando ahora. Estamos preparados para cualquier tipo de proceso de acreditación pues nuestro trabajo no es solamente para estos procesos sino para formar adecuadamente los médicos, obstetras, enfermeras, porque es lo que necesita el país. Nosotros tuvimos recién los exámenes de acreditación profesional y en ellos nuestros médicos sacaron altos porcentajes; eso nos hace ver que nuestro proceso de formación está encaminado a formar adecuadamente. Así es que estamos preparados y se están haciendo los correctivos necesarios pues sabemos que es un proceso que requiere enmiendas permanentes que las estamos haciendo.

¿Cuáles han sido los resultados del examen de habilitación profesional? ¿Se ha realizado seguimiento a los nuevos profesionales?

El examen ha tenido resultados satisfactorios, más del 98% de estudiantes de medicina aprobaron el examen, por lo tanto, el seguimiento no ha sido necesario, sin embargo, nosotros seguimos luchando para que el internado rotativo, que es el año crucial en la formación médica, mejore en las situaciones que debe mejorar. Ese alto índice nos da cuenta de que estamos bien, pero eso no hace que bajemos la guardia, sino que sigamos incorporando los métodos científicos idóneos para este proceso.

Actualmente lo que se hace es una retroalimentación en los problemas que puedan darse, pero un seguimiento como tal no lo hemos hecho todavía, pero estamos a puerta de hacerlo. Esto debe ser un trabajo conjunto con el Ministerio de Salud Pública, para poder ver dónde están estos especialistas o estudiantes, cuáles son sus ambiciones y cuál es su futuro inmediato.

Según información del Consejo de Educación Superior se negó la solicitud de ampliación de 19 programas de postgrado, ¿eso significa que no se podrán llevar adelante estos programas?

De ninguna manera, más bien lo que significa es que debemos trabajar en los nuevos programas para que sean editados por el Consejo de Educación Superior (CES) porque sabemos que podría solicitarse esta ampliación, pero, aunque no hubo posibilidades, eso no nos limita; tenemos algunos que están todavía vigentes este año, e igualmente estamos pidiendo que los directores re actualicen para presentar nuevamente. Así es que en eso no tenemos mayor problema, están trabajando nuestros directores de posgrado y oportunamente lo plantearemos. Si es que no se presentan cursos de posgrado no será por esa situación, sino porque las entidades de Salud no tienen una política que lo garantice permanentemente. El año pasado tuvimos que hacer una lucha tremenda durante casi ocho meses para que nos pueda dar el Ministerio de Salud 54 becas; el IESS no nos dio ninguna beca, y para este año la situación es la misma, no tienen previsto becas para posgrados en ninguna de las dos instituciones y eso si es un problema porque las aprobaciones en el CES no es problema, se puede agilitar, pero si no se tiene la voluntad de las Instituciones de Salud para generar recursos, becas, no solamente para formar a los recursos humanos sino que el Ministerio posteriormente los va a utilizar; ahora mismo los utiliza como mano de obra calificada y luego los utilizará como especialistas. Así es que yo creo que debe ser un llamado de atención a las Instituciones de Salud a que ellos también co-participen en la formación de especialistas ya que nosotros, al menos como institución pública, estamos formando para la Salud Pública y eso deben privilegiar el Ministerio de Salud y el Seguro Social.

Normalmente sacamos alrededor de 200 becas, pero el año pasado solamente pudimos tener 80 becas para 8 especialidades. Aspiramos a que este año se pueda hacer, nosotros estamos haciendo todo lo posible para que continuemos con la formación de posgrados, que no se interrumpa este año para que sigamos adelante. Claro que hay cosas que debemos tomar en consideración, el Ministerio por ejemplo determinó hace dos años que no necesita más pediatras, no traumatólogos, ni clínicos, ni cirujanos obstetras, no sé con qué criterio, nosotros hemos respetado, en las últimas convocatorias no hemos llamado a pediatría, a traumatología, etc; sin embargo, instituciones privadas, universidades privadas si han llamado a traumatología. El Ministerio dice que no necesitan más traumatólogos, y ellos llaman a una o dos cohortes. Luego incluso estos estudiantes plantearon que el Ministerio de Salud los acoja y les dé una beca, lo cual es inaudito; creo que las cosas tienen que hacerse con seriedad y si las instituciones de salud dicen que por un tiempo habría una moratoria para formar estos especialistas, deberíamos respetar, y, sin embargo, las instituciones privadas no lo hacen de esta manera.

En marzo termina el plazo para 4 programas más, ¿se podrán convocar?

Si es que hay el auspicio, porque nosotros no queremos tener médicos autofinanciados porque eso es contra la ley, porque están haciendo un trabajo en los hospitales y no se los puede financiar, por eso es que todos los cupos que nosotros tenemos los financiamos con las instituciones de salud.

Por lo tanto, más que de nosotros mismos, depende de las instituciones de salud, porque podríamos irresponsablemente llamar a estos programas y llamarlos autofinanciados con todo lo que eso significa, los posibles juicios contra la Universidad y el Ministerio de Salud por no haberles cancelado los haberes, y además todos estos posgradistas autofinanciados exigirían menos trabajo, menos turnos en los hospitales en desmedro de su formación, y eso no queremos hacerlo nosotros; queremos que nuestros estudiantes se sientan satisfechos y realmente respondan a las necesidades porque cuando son autofinanciados, los estudiantes se quedarán todos ya en Quito, en cambio cuando tenemos beca, nosotros conversamos con el Ministerio y van a devengar su beca en poblaciones que lo necesiten, en provincias. Estamos planteando con el Ministerio de Salud que los nuevos posgrados que tengamos nosotros sean destinados para médicos de provincia, para que los médicos de provincia vengan acá y regresen luego a su provincia, lo cual es bueno para la Salud Pública.

¿Qué metas se ha fijado la Facultad de Ciencias Médicas para el presente año?

Continuar con la formación de posgrados, ojalá en las mismas 24 y en algunas otras más; estamos intentando hacer Geriatría por ejemplo, también estamos intentando hacer Fisiatría nuevamente y también otras modalidades como las maestrías; estamos con la Maestría de Salud Oral, una Maestría de Salud Pública, la Maestría de Epidemiología, y posiblemente una de Economía de la Salud, y tal vez otra de Medicina del Trabajo; así que estamos intentando hacer esto y ojalá alguna de esas maestrías sea online para llegar a un mayor número de usuarios. Lo que si quiera mencionar es que a pesar de que el CES está intentando que todos los cursos bajen su cantidad de meses o de años, nosotros intentaremos mantener lo que hemos tenido hasta el momento porque pensamos que no por una parte económica podemos sacrificar la parte académica. Si nosotros decimos que un posgrado debe durar dos años, pues así debe ser, pero muchas otras facultades lo están bajando, por qué, porque eso les da réditos económicos y forman más rápido especialistas; eso no compartimos nosotros, pensamos que debemos tener seriedad y formar el personal que realmente se necesita.

Considero que las Instituciones de Educación Superior deben clarificar el por qué se están haciendo esas disminuciones, porque muchas medidas han venido de fuera posiblemente o sin un examen adecuado y entonces se trata de imponer acá y luego resulta que la medida no es buena, por lo tanto la Universidad siempre le va a dar su voz de protesta indicando que hay procesos que deben cumplirse pero así mismo hay otros procesos que deben estudiarse; ya se redujo en un año la carrera de Medicina y ahora quieren reducir un año más, en base a qué, o por qué; probablemente para generar una mayor expectativa de todos los profesionales para los cursos de posgrado, para que todo el mundo vaya a los cursos de posgrado; y la idea de la Universidad es más bien privilegiar a nuestro pregrado, que nuestros médicos tengan suficientes conocimientos para que sean utilizados por el Ministerio de Salud Pública, por ejemplo en la parte de Medicina Preventiva, en la parte de atención Primaria de Salud o en la parte de Medicina General y los que puedan podrían especializarse, pero si hoy rebajo el número de años, qué es lo que va a suceder, que todo el mundo va a tener que obligatoriamente hacer una especialidad y eso no está bien para la educación pública o para la atención pública.

43 vistas

© 2019 Primera revista médica y de la salud ecuatoriana